Flotilla Diésel: Tu mejor opción

Edgar Palacio
Escritor,
amante de la velocidad.

En el mercado existen varios combustibles para alimentar tu flotilla como la gasolina, diésel y gas natural. Todos estos hidrocarburos presentan ventajas y desventajas para ciertas aplicaciones; sin embargo, la mejor opción para una flotilla siempre será diésel.

Mejor arranque y desempeño

Los motores diésel no requieren de partes eléctricas para funcionar, es decir, no ocupan bujías. Esto se debe a que para que el diésel detone, solamente es necesario comprimirlo y así detonará y creará el movimiento. Esto representa una ventaja significante para arrancar en frío, es mucho más fácil. Este motor también es capaz de ser trabajado a bajar revoluciones y sacar el máximo desempeño.

Larga vida

El motor a lo largo de su vida sufre menos desgaste, por lo que se puede ocupar por mucho más tiempo y al final de su vida útil, tendrá más kilometraje que uno de gasolina o de gas natural. Un motor diésel recorre 400,000 km en toda su vida útil, mientras que uno de gasolina recorre aproximadamente 200,000 km. Este recorrido siempre y cuando el mantenimiento haya sido constante y bien programado.

Eficiencia

En general, debido a que su relación de compresión es mayor que en los de gasolina, la eficiencia se ve afectada de manera positiva. Por cada litro de combustible, entregan más distancia. Igualmente, la densidad energética del diésel es mayor que el de la gasolina.

La eficiencia de un motor diésel esta comprendida entre 30% y 45%, mientras que uno común de gasolina está entre 20% y 30%. Es una gran diferencia de eficiencias si consideramos el precio que tiene el combustible en la actualidad.

Finanzas

Gracias a que son motores sencillos y de alta fiabilidad, se han empleado desde el siglo pasado para el transporte de carga. Incluso se llegó a emplear en barcos, locomotoras y trenes pues la sencillez hacía que fuera fácilmente adaptable. Esto quiere decir que el mantenimiento y las reparaciones serán más económicas.

A pesar de que actualmente el diésel encabeza el precio de los combustibles como el más alto, a la larga, el precio se sigue justificando con el del mantenimiento y la vida útil de la unidad.

flotilla

fotografía: Photo by Damir Spanic on Unsplash